Sala 6. La India después de Mahatma Gandhi.

 El asesinato y el legado de un estadista.

Consumada la independencia, Gandhi se retiró a meditar y orar. En sus oraciones públicas leía las doctrinas de Krishna tanto como las del Corán. Eso hermanaba a los humildes, pero molestaba a los extremistas.

En la tarde del 30 de enero de 1948, mientras subía las escaleras del templo para su rezo público diario, un hombre se dirigió hacia Gandhi, lo saludo con el ritual hindú, y le disparó tres veces en el pecho. El hombre era Nathuram Godse, miembro del partido nacionalista hindú Mahasabha, que culpaba a Gandhi de la división de la India y de defender a los musulmanes.

A sus 78 años y tras haber defendido infatigablemente a los oprimidos y guiado a millones de personas hacia la libertad, el más célebre defensor de la paz caía asesinado por el pensamiento intolerante de sus hermanos hindúes.

En la India se celebraron las honras públicas más importantes de su tiempo. Más de un millón de personas siguieron el trayecto de los restos del Mahatma hacia las aguas del río Yamuna. La historia de Mahatma Gandhi había concluido. El nacimiento de una nación y la filosofía de la No Violencia fueron sus legados.

patrocinadoresgandhi

© Copyright Museo Memoria y Tolerancia 2019. Todos los derechos reservados. Plaza Juárez, Centro Histórico Frente al Hemiciclo a Juárez en la Alameda, a un costado de la Secretaría de Relaciones Exteriores. Ciudad de México. Horarios: Mar a Vie 9 - 18 hrs. Sab y Dom 10 - 19 hrs. Tel.: (55) 5130 . 5555. Micrositio diseñado por Charly Studio® www.charlystudio.com